El hidrógeno verde: ¿la energía del futuro?

¿Alguna vez te has preguntado qué es el hidrógeno verde y por qué muchos piensan que es el futuro de la energía? Sigue leyendo porque este post resolverá todas tus dudas.

¿Qué es el hidrógeno verde?

Empecemos por el principio.

El hidrógeno es el elemento químico más ligero y abundante de nuestro planeta. Combinado con el oxígeno forma el agua (H2O), y se puede utilizar en su forma más pura como combustible y en diferentes industrias como la eléctrica o la química.

  • ¡Ojo al dato! El hidrógeno se utilizó como combustible y como generador de energía durante el primer viaje a la Luna del Apolo 11.

El hidrógeno no es una fuente primaria de energía

Sin embargo, el hidrógeno no es una fuente primaria de energía sino un vector energético. Es decir, es una sustancia capaz de almacenar energía que puede verterse de forma controlada cuando se necesite.

Para que el hidrógeno pueda transformarse en combustible o en generador de electricidad, debe ser previamente tratado, ya que no lo encontramos en la naturaleza en su forma más “pura”. 

Y aquí viene la parte más interesante: el hidrógeno verde o el hidrógeno renovable.

¿Qué es el hidrógeno verde o hidrógeno renovable?

Según la materia primaria que se utilice en su producción y las emisiones de CO2 que se generen en el proceso, el hidrógeno se suele clasificar en tres colores: verde, gris y azul.

  • El Hidrógeno verde o renovable. Es el que se genera a partir de electricidad procedente de energías renovables a través de un proceso llamado “electrólisis del agua” (separación del oxígeno y el hidrógeno).
  • Hidrógeno Gris. Producido a partir de hidrocarburos como el gas natural, metano u otros gases contaminantes. Lamentablemente, constituye la mayor parte del hidrógeno producido en España.
  • Hidrógeno Azul. Se obtiene de forma parecida al hidrógeno gris, pero se le aplican tecnologías de captura y almacenamiento de carbono (CAC) que reduce considerablemente las emisiones de carbono.

¿Para qué podemos utilizar el hidrógeno verde?

Como hemos comentado, el hidrógeno verde o renovable puede convertirse en electricidad o en combustible para cubrir necesidades comerciales, de transporte, industriales o incluso residenciales. Veamos algunos ejemplos:

  1. Almacenamiento y transporte de energía renovable. El hidrógeno verde es un medio capaz de transportar o almacenar energía, por lo que podría solucionar dos problemáticas de las energías renovables:

·       Almacenaje. Las energía solar o la eólica son intermitentes; es decir, dependen de factores como el viento o la fuerza del sol. Cuando exista un excedente de energía eléctrica renovable, se puede utilizar para producir hidrógeno verde. Este será almacenado durante semanas o incluso meses para, posteriormente, volver a ser convertido en energía renovable.  ¡El ciclo perfecto!

·       El transporte. Debido a su poco peso, el hidrógeno verde y los combustibles a base de hidrógeno pueden transportar la energía verde a lugares remotos donde se necesite.

  1. Movilidad. A través de pilas de combustible se realiza el proceso inverso a la producción de hidrógeno; es decir, se utiliza el hidrógeno producido por fuentes renovables para producir electricidad y esta se convierte en la fuerza motriz para los vehículos. De hecho, el hidrógeno verde se está posicionando como el combustible del futuro para largas distancias por carretera, transporte pesado de mercancías, autobuses, trenes, barcos y aviación.
  2. Gran industria. El hidrógeno renovable puede utilizar en plantas de fabricación de productos industriales como materia prima.
  3. Uso doméstico y comercial. Es una alternativa limpia para la descarbonización del sector residencial y de servicios. ¿Te imaginas calentar tu hogar con energía procedente de hidrógeno verde?

El hidrógeno verde: la llave para luchar contra el cambio climático 

En resumen, el hidrógeno verde o renovable es clave para la lucha contra el cambio climático ya que:

  • No emite gases contaminantes. Ni en su producción ni en su combustión para crear electricidad. Solo emite vapor de agua.
  • Mejorará la integración de las energías renovables en el sector eléctrico gracias a su poder de almacenamiento a gran escala.
  • Ayudará a la descarbonización de lugares que no tengan acceso a fuentes de energías renovables cercanas, ya que es fácil de transportar.

No obstante, debido a su alto coste de producción e implementación todavía son necesarias más medidas gubernamentales, como la anunciada el pasado 19 de noviembre por el Gobierno de España, que apoyen al desarrollo de esta tecnología.

¿Tú qué piensas? ¿El hidrógeno verde se convertirá en la energía del futuro o todavía estamos muy lejos de alcanzar esta realidad? 

Fuente imagen: Pexels. 

900 525 182

Si quieres unirte a Capital Energy, déjanos tu número de teléfono y contactaremos contigo para resolver cualquier duda.

Te llamamos

Campo requerido Formato de teléfono incorrecto ¡Ahora te llamamos! Ha ocurrido un error.

Acepto que Capital Energy trate el número introducido para atender mi solicitud de contacto. Puedes ejercer los derechos establecidos en los artículos 15 a 22 del RGPD. +info en Política de Privacidad